viernes, 5 de diciembre de 2014

Una de Asesinos y ladrones.

Hoy es un día especial porque es el cumpleaños de un gran amigo al que quiero mucho, por eso he decidido que debía tener un hueco en Thaindor, y ya que estaba pensando en el "Gremio de Asesinos" estos últimos días y a él le fascinan pues he dicho, venga pues que mejor regalo que hacerle una historia para él. 

Es así que me he puesto a pensar en como se organizarían los Asesinos y a pesar de que no he sacado mucho en claro he conseguido hacer las siguientes facciones. 

AVISO QUE PUEDE CONTENER ALGUNOS SPOILERS

EL GREMIO DE LAS SOMBRAS

El Gremio de las Sombras, surgió gracias a Lilith, la dama de la noche y la oscuridad. Ésta al enamorarse de Nuru, y utilizando su condición de súcubo, comenzó a engatusar a muchas de sus víctimas perdonándoles sus vidas a cambio de una de servidumbre al gremio.

Su cometido era sencillo, debían asesinar para conseguir almas para Nuru, así éste sería el más poderoso de todos los Dioses, todos le temerían y adorarían y las almas alimentarían su poder.

El gremio, permaneció bastante inactivo debido al poco caso que tanto Nuru como Lilith le hacían, era una hermandad desestructurada, en la que los celos y la envidia predominaban. Con la llegada de Caín, todo aquello cambió. Lilith reconoció en seguida el poder que su hijo tenía y consideró que el gremio era mucho más útil que antaño. Caín podía trasformar las almas de las víctimas y se alimentaba de ellas para ser más poderoso.

Fue así como el gremio poco a poco comenzó a estructurarse y a consolidarse como un gremio. Con ayuda de Lilith obtuvieron las Capas Umbrías, aquellas que en la penumbra los haría invisibles, traídas del Plano de las Sombras, aquel atuendo era el adecuado para un acechador de la noche.

Fue entonces cuando el nombre de "El Gremio de las Sombras" surgió, ellos eran los seguidores de la dama de la oscuridad y su nombre así lo reflejaba. Adoptaron rápidamente el símbolo de Caín como suyo própio, ellos servían a la Señora y a su hijo, el Rey de los Vampiros, por partes iguales.
El Ankh, símbolo de Caín.

La llegada al mundo de Cassandra, la hija de Caín, dio un vuelco a la organización. La joven era amable, guapa y se preocupaba mucho más de los asuntos del gremio mucho más que su abuela.  Fue como muchos de los conocidos como asesinos comenzaron a adorarla a ella como su señora.

LA HERMANDAD DE LA SANGRE Y LA HERMANDAD DE LA LUNA.

Cassandra supo aprovechar la predilección que muchos asesinos sentían por ella, por lo que decidió reclamar a su abuela el gremio, haciéndose así con el gremio y proclamándose la única señora que dominaba a los asesinos.

Muchos de los miembros de la hermandad decidieron no continuar si Cassandra se hacía con el mando de ésta, pero rápidamente la mayoría fueron crucificados por los seguidores más fieles a la joven princesa de la noche. En su mayoría los fieles seguidores eran licántropos. Cassandra aprovechó su mitad vampira y su mitad licántropa para poder así obsequiar a sus seguidores, por lo que creo Las cruces de la luna, originalmente fueron siete, que ofrecían a los licántropos un control absoluto de su maldición, sin importar las lunas, y sobretodo haciéndoles completamente conscientes en sus trasformaciones incluso en el momento en el que Selani estaba llena.  Estas siete cruces de madera o piedra se las ofreció a los siete asesinos que habían matado a la mayoría que se oponían a que ella mandara sobre el gremio, lo que hizo que surgiera La Hermandad de la Luna.
Cruz de la Luna

La hermandad de la Luna, eran, en su mayoría, licántropos que necesitaban del don de la Cruz de la Luna para poder controlar su maldición, algunos pocos eran simplemente teriántropos que se convertían el lobos y adoraban a la princesa de la noche.
Ellos adoptaron la Cruz de la Luna como símbolo abandonando el Ankh de Caín.

La separación de los poderes de Cassandra hizo que creara las Armas Únicas, un arsenal de armas para ocho guerreros que eran los fieles de su parte no animal. Éstas armas tenían el don del vampirismo de Cassandra y por ello debían ser alimentadas de sangre que se recogía en un pequeño frasco que adornaba su empuñadura ( en las espadas) o alguna de la parte del arma. Este frasco debía ser llenado para así alimentar a Cassandra, a su parte vampira, por lo que debían derramar sangre. Como incentivo y aprovechando el don de su abuela, Cassandra ofrecía una noche de ensueño con ella a quien le consiguiera más sangre lo que hacía que la competición fuese extrema. Así se formó la Hermandad de la Sangre. (Los celos hicieron que los miembros de la Hermandad de la Luna también quisieran el premio de los vampiros y embadurnaran sus cruces con la sangre y vísceras de su víctimas. )

Así fue que los asesinos quedaron divididos en tres fracciones, El Gremio de las Sombras, La Hermandad de la Luna, y La Hermandad de Sangre.

LA UNIÓN DE LAS FACCIONES.

Al nacer Caindra, la segunda hija de Lilith, los problemas llegaron haciendo que las tres facciones se pelearan por decidir si la hija ilegitima de Nuru se había ganado la segunda oportunidad que su hermano le había dado. Cansado de las peleas y de los problemas que las facciones causaban Caín decidió dar un ultimátum, si no adoraban a las tres mujeres él mismo acabaría con ellos. Así fue como la Tríada de la noche surgió haciendo que Lilith, Cassandra y Caindra se convirtieran en las Señoras de los Asesinos.
Triqueta, símbolo de Lilith, Cassandra y Caindra.

Así fue como los Asesinos volvieron a unirse conviviendo las tres facciones como distintas pero parte de algo superior. Una vez hecha la unión adoptaron la triqueta como símbolo de la tríada de damas.

A pesar de que las tres Diosas formaban parte del gremio la que más se implicaba era Cassandra, por lo que al final llegó a convertirse en la Señora suprema de los Asesinos.

Cuando los dioses ordenaron la retirada de los objetos poderosos que Cassandra obsequiaba a sus discipulos, los Dioses convocaron un reunión en la que la hija de Caín sufrió un juicio justo.


LA LLEGADA DE LÁZAR, LA HERMANDAD DEL MÁS ALLÁ. 

Gracias a la unión que hizo Caín, unificando las tres facciones en una, y quedándose Cassandra como la dama de los asesinos, el gremio comenzó a funcionar perfectamente, todos los asesinos cumplían su cometido, asesinaban a sus victimas para traer almas, sangre y esclavos a sus dioses. Gracias a que Cassandra consiguió recuperar su arsenal y sus cruces de luna, la Hermandad consiguió volver a tener su poder, hasta tal punto que comenzó a descontrolarse, convirtiendo a sus miembros en despiadados asesinos que no distinguían entre inocentes y culpables.

Cuando nació Lázar el segundo hijo de Caín y la princesa licántropa Itzel, las cosas para la hermandad cambiaron, Caín nombró a su nuevo hijo el encargado de recoger las almas que los asesinos traían y darles una nueva vida como siervos de la muerte y su familia. Lázar poseía el don de su padre, el don de la resurrección del éter y de la regeneración de cuerpos. Su relación con los asesinos fue muy buena por lo que muchos decidieron seguirle a él. Cassandra al ver que su hermano se hacía con muchos de sus fieles, lejos de enfadarse con él, le concedió su propia facción. Asi se creo la Hermandad del Más Allá, la hermandad de Lázar el señor de las almas.
Valknut, símbolo de Lázar

Los seguidores de Lázar no solo tenían el don de su dios para que los salvara de la muerte en miles de ocasiones, además de poder hacer que sus cuerpos se regeneraran, si no que también poseían los regales y dones de Cassandra, Caindra y Lilith, haciendo que se convirtieran en la élite de los asesinos. Fue entonces cuando se les denominó como los Inmortales de Lázar, unos asesinos efectivos y capaces de usar las almas de los muertos a su propia voluntad convirtiendo a muchos de ellos en nigromantes impresionantes.

El gremio estaba en su esplendor y parecía que nada podía ser mejor ni tampoco que podía empeorar, pero aquello no era así.

LAS NIÑA PREDILECTA Y LAS ENVIDIOSAS

Con el nacimiento de Circe, la hija de Cassandra con el cazadragones Yogun y hermana melliza de Safir, la hermandad cambió al completo, la joven bisnieta de la muerte veía injusto el trato que muchos de los fieles de su madre en la hermandad a la que ella pronto pertenecería, daban a sus victimas. Muchos no distinguían entre inocentes y culpables, lo que podía llevar a Nuru a una guerra con los demás dioses, puesto que las almas de los inocentes debían ir al Paraíso y ellos las estaban robando. Circe, la maga, habló con sus familiares sobre este tema, y decidieron poner una solución, unas bases por las que se regiría la nueva hermandad de Circe la maga. Pero no todos estaban de acuerdo, Caindra, embaraza de cuatro demonios distintos, pensó que la benevolencia de Circe hacía débil a Nuru, su padre adoptivo, por lo que su rabia y desesperación por no haber sido escuchada llegó hasta sus hijas no natas.
Awen, símbolo de Circe.

De Caindra nacieron las Furias, Morrigan, la asesina despiadada, Morgana, la maga de la niebla, Megaira, la tortura en persona, y Morana, la dama del engaño. Las cuatro jóvenes crecieron odiando a Circe, que había conseguido ser el ojito derecho del Dios de la muerte.

Cuando los miembros del gremio asumieron a Circe como su nueva señora, y adoptaron el símbolo de ésta, las cuatro hermanas decidieron llevar su venganza bajo las sombras. Tras mucho tiempo reclutando asesinos para su nueva orden llamada Las Erinias, decidieron que era hora de dar el golpe. La lucha entre las facciones del Gremio de las Sombras, contra las Erinias fue una dura contienda que duró muchos años, hasta que Nuru, recuperado tras el gran golpe de la llegada del éter por el cual había perdido parte de sus poderes relegando el mando a su hijo, nietos y bisnieta, decidió acabar con aquella estúpida contienda.

Lauburu, símbolo de las Furias.
Condenó a las Furias a servir al Gremio de las Sombras eternamente dominando sus mentes como tremendo castigo, así las cuatro hijas de Caindra se convirtieron en sirvientas de Circe y de Nuru, tanto en el Abismo como en Kartia.

El castigo que Nuru le dio a Caindra fue mucho peor, con las gorgonas casi en peligro de extinción Nuru hizo que Caindra se convirtiera en la madre de éstas, desde ese día no tendría más hijas que las malditas de pelo de serpiente y mirada petrificante. Pero ese no fue el único castigo que Caindra tendría, ella misma, bella como había sido se convertiría en la gorgona más fea y despreciable de todas, jamás podría volver a mirar a ningún hombre como a ella tanto le gustaba, ni disfrutar de su compañía.

Así el Gremio de las Sombras consiguió ser justo con las almas de sus víctimas, y Circe, Cassandra y Lázar se convirtieron en sus señores.

EL GREMIO DE LOS LADRONES, EL GREMIO DEL ZAFIRO.

Doble uroboro, símbolo de Safir
El gremio de los ladrones siempre había sido una pequeña facción del Gremio de las Sombras, comandados por La Avaricia, el Jinete de Nuru , permanecieron en un segundo plano hasta el nacimiento de Safir, el varón de los mellizos de Cassandra. Por miedo a que el Jinete se apoderara de la facción, Caín nombró a su nieto el señor de los ladrones. Safir desde pequeño comenzó a demostrar su alma de pícaro e hizo que Caín sintiera que su elección había sido la correcta. Cuando el entrenamiento de Safir llegó a su fin, éste se enfrentó a La Avaricia en un duelo por conseguir el mandato sobre el Gremio de los Ladrones. Safir, no tuvo mucho problema en conseguir ganar al Jinete, mediante sus argucias y mentiras. Así fue como Safir, el pícaro, se ganó el nombre del Señor de las mentiras o de los engaños, y se convirtió en el señor del Gremio de los Ladrones, que pasó a llamarse el Gremio del Zafiro, por el nombre de su señor. Safir, le perdonó la vida al Jinete sacándolo del Limbo, puesto que la locura y los engaños de éste no eran suficientemente fuertes para Safir el señor del engaño. Así, la Avaricia sería condenada a servir a Safir como una deuda de por vida, siempre y cuando él necesitara al Jinete, éste debería corresponderle incluso antes que al mismísimo Nuru.

El Gremio del Zafiro, adoptó el símbolo de Safir como el suyo, el doble uroboro, símbolo que representa a los dos mellizos y su sana competencia.



Y hasta aquí la explicación de los Asesinos y Ladrones, como ya he dicho llevaba tiempo pensando en esta trama, pero hasta a día de hoy no me había planteado hablaros de ella, pero con motivo del cumpleaños de mi gran amigo Dani, he decidido hacer esta entrada con algo de información. Espero que os guste y os interese. 

Gracias por leer y ¡Feliz cumpleaños Dani!

2 comentarios:

  1. Oooohh me encanta Mei !! Que historia mas emocionante y bien echa. Eres mi ídola que imaginación...quien la tuviera !!!

    ResponderEliminar
  2. Me encanta, me ha enganchado un montón, quiero mas jejejej. Y muchísimas gracias por hacerme un personaje yo también te quiero mucho.
    Muchos besos mi pequeña Assassin

    ResponderEliminar